Julio Llamazares, de León sí, pero.... ¿Leonés?

Allá por 1995 alguien diferenciaba en la Crónica de León entre ser de León o ser leonés.
Citando las definiciones que Máximo Soto Calvo escribe en su libro La lenta agonía de la identidad leonesa

Ser de León. Nacer y vivir aquí es la escueta y sencilla realidad que nos otorga tal condición. Si todo queda reducido a eso, lo leonés no ha calado en nosotros, conviviremos en esta tierra, llevaremos su nombre, pero no nos impregnamos de su esencia, no alcanzaremos por tanto la plena integración.
Ser leonés. Es algo mas, implica un conocimiento de los valores autóctonos, verdaderos marcadores de nuestra idiosincrasia con nuestro pasado, -historia, costumbres y tradiciones- lo que supone una actitud de compromiso con todo lo nuestro, lo leonés, que como cosa propia defenderemos.

Todo esto viene a diferenciar a los que sienten lo que es León, en todas sus acepciones, y aquellos que simplemente han nacido aquí pero les da igual todo lo que significa esta tierra, sus costumbres y su historia.

Hace tiempo quise escribir este artículo, pero desde las palabras que tuve la desgracia de escuchar este sábado pasado me he decidido a ello.

Julio Llamazares, escritor que se hace llamar leonés, quizá debiera de quedarse en solo de León, o ni siquiera eso, ya que no vive en León.
El sábado durante el acto de Asociación "La Horqueta" presentando sus "Papones de acera" se leian textos redactados por destacados leoneses para definir lo que es la Semana Santa leonesa. Mientras todos ensalzaban los valores de la Semana Santa, de su Pasión, el esfuerzo de los papones, la historia, el arte, etc...., el señor Julio Llamazares no tiene otra ocurrencia que denominar la Semana Santa poco mas que un espectáculo que tiene que estar. La educación de los leoneses que estábamos allí nos obligó a no saltar sobre el orador, mas que nada porque no era el propio Llamazares que no se ha dignado a venir a León y fue delegada su lectura a un ciudadano anónimo. Pero los comentarios no callaron y solo indicaron la falta de respeto de Julio con los miles de ciudadanos que preparan la Semana Santa.
En pocas palabras, la tradición leonesa, la cultura leonesa y los valores leoneses, con cofradías centenarias, son para Julio Llamazares un simple espectáculo.

Y no es la primera vez que desprecia lo leonés. No puedo olvidarme del reportaje que emitió La 2 de TVE, titulado "Esta es mi tierra - León". Un reportaje que nos llevaba a años atrás en tierras de la Montaña Leonesa y poco a poco iba pasando al presente. Un reportaje que podria haber sido un elogio y un paseo tranquilo por tierras leonesas, pero que no fue mas que un desprecio a lo que fueron aquellas tierras y mas a lo que se han convertido hoy.

No se si todo esto se trata de una broma macabra o es la realidad del pensamiento de Julio.
Si es una broma, maldita la gracia. Y si es la realidad ¿que hacen los leoneses siguiendo ensalzando a este personaje?

No dudo que su obra literaria sea excepcional, pero su sentimiento por la tierra en que nació deja mucho que desear.
Julio Llamazares ¿es de León, o leonés?
¿Como es posible que haya cambiado tanto?
4 comentarios

Entradas populares de este blog

Las gallinas cacarean y los gallos cantan, cantos y cacareos siempre acaban igual

Los signos de interrogación y admiración

Los medios no diferencian entre región y comunidad autónoma