¿Donde están sus señorías?

Es bastante común ver el Congreso de los Diputados casi vacío. ¿Donde están sus señorías en esos momentos?

Aún en plenos donde se tratan temas de interés general, muchos diputados suelen faltar a ellos. Es posible que algunos tengan otras obligaciones; pero hay veces que son tantos, que uno sospecha que a estos señores, pagados por los españoles, les gusta hacer novillos como un colegial cualquiera.

Lo peor llega cuando, después de la intervención de los grupos mayoritarios, empiezan sus planteamientos los representantes de los grupos minoritarios. Ver esa desbandada de diputados hacia la salida de la Cámara solo deja pensar que alguna de sus señorías solo quiere su sillón para engordar su culo.
Como ciudadano considero una falta de respeto que no se escuche por igual a todos los grupos. Grupos elegidos democráticamente por todos los ciudadanos con derecho a voto y que tienen los mismos derechos y deberes ante los ciudadanos de este país.

¿Se les quita el sueldo o se les sanciona como a cualquier otro trabajador? Me imagino que un poco de eso si que hay, pero con los sueldos y su posición privilegiada no sufren esas sanciones como lo hiciera un currito que llega tarde a su puesto de trabajo.

Por desgracia esta práctica no es exclusiva de los diputados, también se repite en las las juntas autonómicas, diputaciones y ayuntamientos. Que saben subirse el sueldo tras la toma de poder pasadas las elecciones, pero no saben cumplir con sus obligaciones y ganarse ese sueldo como es debido.
El consuelo es que siguen existiendo políticos responsables, no puedo precisar si muchos o pocos, aunque a veces las imágenes me hacen decantar por pocas, que acuden a todos los plenos que pueden.
Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Las gallinas cacarean y los gallos cantan, cantos y cacareos siempre acaban igual

Los medios no diferencian entre región y comunidad autónoma

Los signos de interrogación y admiración